A lo largo de estos años de crisis se ha producido un fenómeno importante, la aparición de numerosos empresarios, autónomos, que han visto en el auto empleo una salida a la crisis. Esto también ha estado favorecido por el claro avance de las nuevas tecnologías, que cada vez permiten realizar más actividades de forma más sencilla, desde casa y sin tener que desplazarse a una oficina. La nuestra es una asesoría de empresas en Cádiz que te puede ayudar a la hora de dar los primeros pasos en el mundo empresarial.

Uno de los pasos más importantes que debemos dar al inicio es la elección de la figura jurídica para nuestra compañía. En muchos casos los autónomos piensan en la creación de una Sociedad Limitada; sin embargo, existen otras posibilidades que pueden resultar muy interesantes.

Hoy te vamos a hablar de una de ellas, la conocida como comunidad de bienes, que es cuando la propiedad de un bien o un derecho pertenece a varias personas de forma proindivisa. No tiene una personalidad jurídica propia y se rige por el Código de Comercio (en el ámbito mercantil) y por el Código Civil (en cuanto a derechos y obligaciones).

Se necesita un contrato privado entre las partes, los comuneros, no se exige una aportación mínima, se tiene que constituir mediante escritura pública cuando haya bienes inmuebles, y no tributa por las rentas, que se atribuyen a los comuneros.

Pero antes de decidirte por una figura jurídica u otra para tu negocio te aconsejamos que hables con un profesional. Para ello puedes acercarte a Asesoría La Rosaleda, donde nuestro equipo se encargará de asesorarte en esta y muchas otras decisiones.

Recuerda que nuestra asesoría de empresas en Cádiz también dispone de expertos en contabilidad.